gmofreemidwest

Cocina y alimentos

Alimentos que nos ayudan a sentirnos más ligeros

No importa si tenemos un cuerpo tonificado o nos sobran algunos kilos de más, lo cierto es que a veces tenemos la sensación de estar muy hinchados, incluso sin haber comido demasiado. Hay que tener en cuenta que hay muchos alimentos que nos pueden ayudar a perder volumen sin necesidad de bajar de peso pero… ¿cuáles son?

Alimentos que nos hacen sentir más ligeros

La alcachofa es uno de los alimentos más recomendables que hay en prácticamente cualquier clase de dieta dado que cuenta con muchas propiedades muy beneficiosas para nuestro organismo.

Alimentos que nos ayudan a sentirnos más ligeros

Entre sus beneficios nos encontramos con que es diurética, digestiva, nutritiva y tiene propiedades antioxidantes. ¿Se puede pedir más? Pues hay más. Tiene un alto contenido en fibra, por lo que nos ayudará mucho a controlar nuestro intestino.

Además, comerla nos proporcionará sensación de saciedad en nuestro estómago, por lo que resulta muy beneficiosa también para aquellas personas que quieren controlar su apetito. Como ves, es una verdura que no debe faltar en tu dieta semanal.

Aunque no son demasiado consumidas, las semillas de lino se caracterizan por proporcionarnos la máxima cantidad de fibra que puede proporcionarnos un cereal. Esta es la razón por la cual los expertos en nutrición recomiendan su consumo a las personas que quieren adelgazar, reducir el colesterol malo en el cuerpo y también prevenir el estreñimiento.

El zumo de limón es otro de nuestros grandes aliados en nuestra dieta. Un zumo de limón recién exprimido mezclado con agua nos ayudara a depurar nuestro organismo sin tan siquiera aportar ninguna clase de azúcar.

Es un producto formidable para beber en zumo, refrescarnos e hidratarnos, para aliñar ensaladas, acompañar infusiones o también en determinadas elaboraciones gastronómicas, sobre todo con pescados o con pollo, siendo un producto sano y de una gran versatilidad.

Los expertos coinciden en que si queremos sentirnos menos hinchados, podemos hacer una infusión de perejil seco con limón y tomarla dos veces al día. En poco tiempo conseguiremos tener una sensación de menos pesadez.

Todo el mundo sabe que la sal, en exceso, además de arruinar una comida no es buena porque aumenta nuestra presión arterial, pudiendo derivar, con el paso del tiempo y mucho consumo, en un aumento de las posibilidades de sufrir alguna clase de problema cardiovascular.

Los nutricionistas más experimentados nos recomiendan limitar el consumo de sal o incluso cambiarla por la conocida Sal del Himalaya. No se vende en las tiendas del barrio seguramente, pero sí podremos encontrarla en las grandes superficies.

La razón del por qué consumir este producto radica en que tiene un gran número de nutrientes esenciales, resulta menos refinada y más pura que la que podemos encontrar en el supermercado, por fina que ésta sea.

Para finalizar, nos quedamos con el vinagre de manzana, donde tomar un par de cucharadas al día nos resultará bastante beneficioso dado que ayuda a nuestro cuerpo a evitar la retención de potasio, a eliminar sodio, mejora el funcionamiento de los riñones, colabora con el intestino a hacer mejor su trabajo.

Y en la web http://cenasligeras.com.es tienes muchas recetas de cenas ligeras.